Consejos de cuidado facial para el hombre

Si eres hombre y estás leyendo este post, seguro que te interesa saber cuáles son los consejos de cuidado facial para el hombre imprescindibles para tener una piel impecable.

Porque algo está cambiando: cuidar la piel ya no es sólo cosa de mujeres. Cada vez son más los hombres que usan productos específicos a diario que les ayuden a mantener la hidratación de la piel y retrasar la aparición de las temidas arrugas.

1

Y recalco “productos específicos” porque la piel del hombre es muy diferente a la de la mujer. Por ello, de nada sirve que uses la crema de tu novia porque tu piel no es igual y, por lo tanto, la crema no aportará los mismos beneficios a tu piel que a la de ella. ¿Quieres saber cuáles son esas diferencias? Pues, ¡aquí las tienes!

Diferencias entre la piel del hombre y la de la mujer

En el caso de la piel, la igualdad entre hombres y mujeres es una utopía. La piel masculina tiene unas características concretas diferentes a la piel de la mujer. No es ni mejor ni peor. Sólo es distinta en estructura y también en función.

Aquí tienes las diferencias más significativas:

Es más grasa y tiene más poros

El hombre segrega testosterona, una hormona que influye en el desarrollo y mantenimiento de los huesos y los músculos, en la producción de los espermatozoides y su estado de ánimo. Además, esta hormona también provoca que la piel masculina produzca más sebo y, por lo tanto, sea más grasa que la de la mujer.

Por otra parte, la piel del hombre también presenta más poros dilatados y tiene una mayor cantidad de vello. Y, al tener un pH inferior al de la mujer, es más propensa a las impurezas e incluso a sufrir acné.

Es más gruesa

Otra de las característica que diferencian la piel masculina de la femenina es que la primera produce una mayor cantidad de colágeno (un 20% más) y tiene un aspecto más firme. En el hombre este colágeno va disminuyendo de forma constante a lo largo de su vida, mientras que en la mujer se suele producir principalmente en la menopausia.

Envejece más tarde

Aunque el paso del tiempo afecte por igual tanto a hombre como a mujeres, lo cierto es que los signos del envejecimiento se hacen notar antes en la piel femenina que en la masculina.

Eso sí, las arrugas tardan más en aparecer, pero, cuando lo hacen, son más profundas. Además, las bolsas y las ojeras se marcan más, propiciando ese aspecto cansado que envejece tanto la mirada.

La piel del hombre sufre más estrés

Es decir, sufre más de lo habitual con el afeitado. Hay hombres que incluso suelen afectarse a diario y esto influye muy negativamente en la piel. Se vuelve más sensible y reacciona con más facilidad a las agresiones externas.

Además, si a esto le sumamos los cortes que se producen durante el afeitado, no es de extrañar que la piel sufra estrés y que hasta un 40% de los hombres - sobre todo los más jóvenes y con piel clara - sufran problemas relacionados con el afeitado.

Consejos de cuidado facial para el hombre

Ahora que ya sabes cuáles son las diferencias entre la piel masculina y la femenina, es hora de descubrir los consejos de cuidado facial para el hombre que te ayudarán a mantener una piel sana, cuidada, joven y, sobre todo, bonita.

No te saltes la limpieza

La limpieza es uno de los pasos fundamentales de la rutina de cuidado facial que nunca te debes saltar. Ayuda a eliminar las impurezas y previene la aparición de granos y otras imperfecciones. Por ello, antes de irte a dormir y nada más levantarte, lávate el rostro con un gel limpiador específico o una limpiadora facial para tu tipo de piel.

Recuerda que es igual de importante limpiar la piel del rostro por la mañana como por la noche. Por la noche, la limpieza eliminará residuos e impurezas debido a la contaminación y a otros agentes externos, mientras que por la mañana la limpiadora quitará posible impurezas y el exceso de grasa que la piel expulsa mientras duermes.

Hidrata la piel en profundidad

Aunque la piel del hombre es más grasa, eso no quiere decir que no necesite hidratación. Una piel mixta con tendencia grasa también se puede deshidratar y la mejor forma de prevenirlo es usar una buena crema hidratante que, además de hidratar la piel, te ayudará a retrasar la aparición de las arrugas y líneas de expresión y te aportará elasticidad y luminosidad a la piel.

Hoy en día, hay una gran variedad de cremas hidratantes para hombre a la venta, así que podrás elegir el mejor cuidado para tu piel en función de sus necesidades o demandas.

Usa protección solar

Aunque la protección solar sigue siendo una de las asignaturas pendientes del hombre, poco a poco, cada vez hay más conciencia de la importancia que tiene el uso de un protector solar con un factor solar alta (SPF +) durante todo el año ya que el sol no sólo incide en la dermis durante el verano.

Un protector solar SPF + será tu mejor aliado para prevenir el envejecimiento prematuro de la piel y la aparición de las manchas tanto en la piel del rostro como en la de la cabeza, en caso de que sufras alopecia o tengas poco pelo.

Cuidado con el afeitado

Como te comentaba antes, el afeitado estresa la piel. Cuando te afeitas a diario, estás eliminando la capa superior de la piel, dejándola más expuesta a las agresiones externas que la irritan y sensibilizan.

Por ello, es mejor que, en la medida de lo posible, retrases al máximo posible el momento del afeitado y, en caso de que no tengas más remedio que afeitarte todos los días, uses una máquina de afeitar en vez de una cuchilla que suele provocar una mayor fricción en el rostro y, por lo tanto, irrita más.

Elige el mejor cuidado antiedad

No existe una única crema para el hombre. Hoy en día, las marcas son conscientes de que cada vez son más los hombres que cuidan su piel y, por ello, ofrecen una solución para cada tipo de piel y edad.

Escoger la mejor crema antiedad dependerá del estado de tu piel y de sus necesidades específicas. La piel no es igual a los 30 que a los 40 años y, por ello, si quieres comprar una crema efectiva deberás tener en cuenta este aspecto, además de tu tipo de piel (grasa, sensible, seca, …).

Aplica un producto específico para tratar el contorno de ojos

El contorno de los ojos es la zona más delicada del rostro y en la que se notan antes los signos del envejecimiento. Al ser más fina y tener menos elastina y colágeno, es más común que las arrugas, las bolsas o las ojeras hagan acto de presencia sobre todo a partir de los 30 años.

Elige el mejor cuidado para el contorno de ojos basándote en las necesidades de tu mirada y cuáles son los problemas que quieres tratar (falta de hidratación, arrugas, bolsas y ojeras).

Usa una buena mascarilla

La mascarilla no es un producto exclusivo para la mujer, los hombres también pueden usarla: es más, de hecho, es especialmente recomendable. Usar una buena mascarilla es la mejor cura para la piel. Por eso, una o dos veces a la semana, aplícala sobre el rostro siguiendo las instrucciones que se especifican en el envase.

Además, antes de elegir la mascarilla, te recomiendo que tengas en cuenta las necesidades de tu piel. Si quieres controlar el exceso de grasa y eliminar impurezas, es mejor que optes por una mascarilla a base de arcilla o de carbón activo, mientras que, si buscas hidratación, te recomiendo que elijas una que contenga colágeno, ácido hialurónico o glicerina.