Exfoliante labial: mis favoritos

El exfoliante es uno de mis productos imprescindibles. Lo uso para exfoliar la piel del cuerpo, del rostro y también la de los labios. Con el frío y el calor se me resecan mucho y me suelen salir unos pellejos muy poco estéticos y, sobre todo, molestos.

1

En este post, te cuento todo lo que necesitas saber sobre el exfoliante labial y cuáles son mis favoritos.

Tengo los labios muy secos; y tanto el frío como el calor no hacen más que empeorar la situación. Los labios se me agrietan y comienzan a aparecer unos pellejos que, por acto reflejo, suelo arrancar con los dientes, empeorando aún más si cabe la situación.

Hasta el momento, solía recurrir al viejo truco de mojar el cepillo de dientes y frotar los labios con él, pero la verdad es que acabé cansándome de este método y descubrí, para mi sorpresa, que también existían productos exfoliantes para los labios.

Desde entonces son muchos los exfoliantes labiales que he usado. Aquí te cuento cuáles son mis favoritos y cómo este producto cosmético ha cambiado mi vida y, lo más importante, el aspecto de mis labios.

Exfoliante labial: ¿Qué es y para qué sirve?

El exfoliante labial es un producto que exfolia ligeramente la piel de los labios, eliminando con suavidad las células muertas de la piel y los pellejos. Este tipo de exfoliantes suele estar elaborado a base de azúcar, aceites y otros ingredientes que, por un lado, exfolian y, por otro, nutren los labios en profundidad para evitar que se resequen.

En definitiva, el exfoliante facial acondiciona los labios para que puedan lucir un aspecto sano y jugoso y, además, hace que la barra de labios quede más uniforme y dure más tiempo sin que los labios se cuarteen.

¿Cómo se usa el exfoliante labial?

El modo de aplicación del exfoliante labial dependerá de su formato. Si viene en un pequeño tarro, deberás aplicar una pequeña cantidad sobre los labios y masajear suavemente con los dedos.

Después, retira las micropartículas con un pañuelo de papel o una toallita y deja que los ingredientes emolientes actúen. Si quieren aportar una hidratación extra aplica un bálsamo de labios o, si lo prefieres, la vaselina de toda la vida.

Si es en formato barra de labios, deberás aplicarlo como un labial friccionando con suavidad la zona. Después, retira también los restos con un pañuelo y aplica un tratamiento hidratante en la zona.

Exfoliante labial: Mis favoritos

Ahora que ya sabes todo lo necesario sobre el exfoliante labial, es el momento de conocer cuáles son mis favoritos. Advierto que la lista es extensa; pero, como te decía antes, es uno de mis productos imprescindibles para el cuidado de labios y son muchos los exfoliantes que he probado.

¡Aquí los tienes!

Camaleon Kit Reparador de Fresa

Descubrí esta marca hace relativamente poco y ¡lo que me he perdido! Tiene una cosmética muy innovadora que incluye algunos productos como este kit reparador, compuesto por un exfoliante y un bálsamo labial, que me resulta muy práctico.

La fórmula del exfoliante está enriquecida con partículas de origen vegetal (semilla de rosa mosqueta) que exfolian y reparan los labios. El bálsamo labial está formulado con ingredientes naturales como el aceite de Jojoba o la Manteca de Cacao, que hidratan, protegen y cuidan los labios irritados y agrietados, aportando un sutil brillo.

Está disponible en sabor a melón y a fresa. Yo elegí el sabor a fresa porque es el que más me gusta, sin duda.

Para unos mejores resultados, utiliza primero el exfoliante ejerciendo una ligera presión, frota con suavidad con los dedos y, después, retira las partículas exfoliantes con una toallita. Para finalizar, aplica el bálsamo labial.

Clinique Sweet Pots Sugar Scrub & Lip Balm

Un “2 en 1” que incluyen en un mismo producto un suave exfoliante de azúcar y un bálsamos de labios con color. Debo reconocer que lo que más me llama la atención de este productos es su packaging que me recuerda a un delicioso macaron. Me encanta llevarlo en el bolso y sacarlo porque causa furor.

Se debe aplicar realizando un suave masaje con el exfoliante de azúcar. Después, se retiran los restos con un tissue y se aplica el bálsamo. Yo utilizo el exfoliante 3 veces por semana, como recomienda la marca, y uso el bálsamo siempre que quiero.

Este dúo está disponible en 4 tonos (Orange Blossom, Pink Framboise, Sweet Rose y Red Velvet) para que puedas elegir el que más te guste.

My Look Kit de exfoliante labial y barra de labios

A estas alturas, ya te habrás dado cuenta que me encantan los kits o los formatos que incluyen dos productos en uno. Pues bien, otro de los que he probado es este pack de My Look que contiene un exfoliante labial y una barra de labios de larga duración.

Por un lado, el exfoliante contiene micropartículas de semillas de rosa mosqueta que alisan la piel de los labios y los reparan, gracias a sus activos naturales (aceite de jojoba, manteca de karité y manteca de cacao).

Por otro, la barra de labios de larga duración contiene aloe vera, rosa mosqueta y manteca de cacao, que suavizan, revitalizan, regeneran, protegen y nutren la delicada piel de los labios.

Además, esta barra de labios tiene una particularidad: cambia la intensidad del pH de la piel para conseguir un tono más intenso y, sobre todo único. Nadie llevará el mismo color que tú porque resalta el tono propio de los labios.

Otra de las ventajas es que su fórmula no contiene parabenos y es apto para celíacos.

Bimble Orgánica Exfoliante Labial

Me encantan los productos naturales y hechos a mano. Por eso, elegí el exfoliante labial de Bimble Orgánica. Este producto, elaborado en el Reino Unido a base de caña de azúcar Fairtraded Orgánica y aceite de Jojoba y Oliva prensados en frío, contiene un 100% de ingredientes de origen natural.

Además, está libre de parabenos y aceites minerales. Ya solo faltaba que fuera eficaz y vaya si lo es.

Este exfoliante labial elimina las células muertas y las pieles secas de los labios resecos y agrietados. Además, hidrata y repara en profundidad la piel, evitando que se resequen y aparezcan de nuevo los molestos pellejitos.

Se recomienda aplicar una pequeña cantidad sobre los labios y frotar con suavidad con los dedos. Elimina los restos con un pañuelo o una toallita y, para finalizar, aplica un bálsamo labial o una barra de labios hidratante.

Bliss Fabulips Sugar Lip Scrub & Polish

Uno de los más caros, pero con una excelente calidad (es uno de los exfoliantes más vendidos en Estados Unidos). Además, el bote cunde mucho por lo que incluso resulta económico.

Este exfoliante contiene unos microgránulos de azúcar que exfolian suavemente la piel de los labios. También contiene aceites naturales, vitaminas y otros ingredientes hidratantes que nutren y acondicionan los labios para la posterior aplicación del maquillaje.

Se recomienda aplicar sobre los labios con movimientos suaves y circulares y retirar los restos con la ayuda de un pañuelo. Deja una sensación muy agradable en los labios. A mí me lo recomendaron y, desde luego, es uno de los mejores exfoliantes que he probado. Ahora soy yo la que te lo recomiendo a ti.