Trucos para prevenir la celulitis

La celulitis es un problema de la piel que nos trae de cabeza a más de una y a más de dos. De hecho, los expertos aseguran que ya afecta a un 90% de las mujeres. Así que, con estos datos, no es de extrañar que quien no la sufra, quiera conocer los mejores trucos para prevenir la celulitis.

Pero, antes de saber más sobre la prevención de la celulitis, conviene saber qué es y qué es lo que lo provoca.

1

La celulitis es una acumulación de grasa que se forma en el tejido subcutáneo y que aparece principalmente en algunas zonas como el vientre, las caderas, los muslos o los glúteos. Estos cúmulos de grasa a su vez provocan unas pequeñas protuberancias o bultos que son las causantes de la antiestética “piel de naranja”.

En cuanto a las causas, son numerosas, y también dependen del tipo de celulitis, aunque las más frecuentes suelen ser una mala alimentación, la retención de líquidos, la mala circulación, el embarazo u otros cambios hormonales (pubertad, menopausia o la ingesta de algunos tratamientos anticonceptivos), sedentarismo o la falta de ejercicio, ....

Pero a estas alturas y si has llegado hasta aquí, imagino que lo que más te interesa es saber cuáles son los mejores trucos para prevenir la celulitis. Aunque más que trucos, deberíamos hablar, sobre todo, de hacer algunos cambios en los hábitos para llevar un estilo de vida más saludable.

Trucos para prevenir la celulitis: Todo de lo que debes saber

Si quieres prevenir la celulitis en el embarazo o en cualquier otra etapa de tu vida, es muy importante que tengas en cuenta ciertos consejos que te ayudarán a evitar que haga acto de presencia en nuestra piel.

¡Aquí te los muestro!

No fumes ni bebas alcohol

Sé que puede resultar demasiado radical así de primeras, pero, si quieres prevenir la aparición de la celulitis, deberías dejar a un lado ambos vicios. Fumar hace que se acumulen toxinas en las venas y, por lo tanto, que la sangre circule peor. Y la mala circulación es uno de los principales motivos que provocan la celulitis.

En cuanto a beber alcohol, es más de lo mismo. Además de aportar toxinas al torrente sanguíneo y “calorías vacías” que se transforman en grasa, también provoca retención de líquidos por lo que es incluso aún peor que fumar en lo que respecta a la celulitis.

Una alimentación saludable

La alimentación también es una pieza clave en la prevención de la celulitis. Si no comes lo que debes, es muy posible que la grasa se acumule en ciertas zonas problemáticas y la celulitis haga acto de presencia. Por ello, es muy aconsejable que empieces a cuidar tu alimentación desde este momento. Tu piel te lo agradecerá enormemente.

Evita siempre comer alimentos procesados que contienen una gran cantidad de azúcares y sal, además de haber sido elaborados con otros ingredientes nada recomendables para la salud. Mejor opta por otros más sanos como fruta, verdura, pescado y carnes magras y bajas en grasa, sin abusar demasiado de las carnes rojas. Además, procura incluir alimentos cítricos en tu dieta ya que mejoran la circulación y ayudan a quemar grasas.

Toma alimentos e infusiones diuréticas

Ya te lo decía anteriormente. La retención de líquidos es una de las causas más frecuentes de la celulitis. De hecho, éste es uno de los principales motivos, junto con los cambios hormonales, de que aparezca durante el embarazo. En este sentido, tanto los alimentos como las infusiones diuréticas serán tu mejor aliado para evitar su aparición.

La piña, por ejemplo, es una deliciosa fruta que, además, tiene un gran poder diurético y depurativo que ayuda a evitar la retención de líquidos y eliminar las toxinas acumuladas en el organismo. También puedes tomar infusiones de cola de caballo o té verde. Ambas favorecen la eliminación de líquidos.

Por otra parte, las infusiones pueden ser un excelente sustituto del café porque, aunque la cafeína sea uno de los mejores ingredientes para combatir la celulitis, no conviene abusar del café y reducir su consumo a un máximo de 3 tazas por día.

Haz ejercicio de forma regular

¡Fuera pereza! Si te has propuesto mantener a raya a la celulitis, es mejor que te enfundes la ropa de deporte y establezcas una rutina de ejercicios que te permite eliminar la grasa y evitar la celulitis. Procura combinar ejercicios de cardio (correr, andar, montar en bici o saltar a la comba) con otros ejercicios específicas para las zonas más afectadas por el exceso de grasa o la flacidez.

Los ejercicios cardiovasculares ayudan a quemar grasas más rápidamente y los específicos (sentadillas, abdominales, planchas, ... ) a prevenir la celulitis y la flacidez en las zonas más conflictivas del cuerpo.

Bebe mucha agua

Si eres de las que no beben a no ser que tengan sed, deberías cambiar este hábito si quieres combatir. El cuerpo nos manda señales y, cuando tenemos unas ganas irrefrenables de beber agua, quiere decir que hace mucho tiempo que deberíamos haberla bebido y que hay riesgo de deshidratación.

Además, cuanto menos agua bebes, menos toxinas elimina el organismo, algo que repercute negativamente a la hora de combatir la celulitis. Por ello, procura beber a diario la cantidad de agua recomendada.

Eso sí, tampoco te pases. Los expertos del Servicio Nacional de Salud de Reino Unido aconsejan beber una media de 1,6 litros de agua en el caso de las mujeres y 2 litros de agua para los hombres.

Evita la ropa muy ajustada ni tacones demasiado altos

Si quieres evitar la celulitis, es mejor que evites, en la medida de lo posible, la ropa ajustada o los tacones demasiado altos. Aunque no provoquen el problema directamente, sí que es cierto que favorecen su formación.

Tanto la ropa ajustada como los tacones demasiado altos hacen que la sangre no circule como es debido y de ahí que sea fatal a la hora de combatir la celulitis.

Con una mala circulación de la sangre, su aparición está garantizada, así que procura elegir una ropa y un calzado más cómodo para el día a día.

No pases ni mucho tiempo sentada ni mucho de pie

Sé que no es nada fácil. Por el trabajo nos vemos obligados a pasar muchas horas sentados frente a un ordenador o de pie trabajando, por ejemplo, en un comercio, pero hay que intentar hacer descansos para levantarnos de la silla o sentarnos un poco descansar las piernas. Este gesto tan fácil no sólo te ayudará a desconectar del trabajo, también evitará la temida celulitis.

Utiliza cremas específicas para prevenir la celulitis

Ni los remedios caseros ni las cremas anticelulíticas no son milagrosas, pero, si las combinas con una alimentación sana, ejercicio y los trucos para prevenir la celulitis que te he comentado anteriormente serán un aliado imprescindible en tu lucha ya que contienen cafeína y otros ingredientes activos muy eficaces para combatir su aspecto y su aparición.

¿Quieres saber qué crema anticelulítica es la mejor? Echa un vistazo a este artículo, y di adiós a la piel de naranja.

Si quieres mejorar la efectividad de este tipo de cremas, te aconsejo que, al aplicarla, realices un suave masaje circular ascendente. No sólo ayudará a que el producto se absorba mejor, sino que también activará la circulación sanguínea y favorecerá la eliminación de la grasa a través del sistema linfático.